Fechas 15-M y 20-N

Todo empezó con aquel fatídico 11 de Septiembre que en la contracción periodística se transformo en 11 S. A partir de ahí en un proceso global e imparable, los pobres nombres de los meses han perdido cualquier protagonismo. Primero se osó solo con fechas de actos terribles y fue así que se convirtió en 11-M y 7-J. Ahora contaminada la vida pública y política el uso conquista invencible la comunicación. Siempre más con lenguajes de sms y twitter. Estamos en pleno apogeo del 15–M y se aproxima el 20–N. 

Con lo bonitos que son los meses llamados por su nombre.

Televisión

Por que este posible maravilloso instrumento de información y formación funciona tan mal?. Es una pena, quitando pocas cosillas, el resto es porquería. Esta concebido solo como fuente de ingresos o altavoz de parte. La banalidad más absoluta. Apaga la tv. Si la gente no la ve seguro que se esfuerzan en hacerla mejor.

Por cierto quien mantiene las tv autonómicas? Nosotros? Que las cierren. Las públicas que se dediquen exclusivamente al servicio público, no al servicio de los partidos. Las demás que las mantenga su editor, sin subvenciones.